you're in a story I heard somebody told

tal vez su gato se largó hastiado y triste a un país lejano

Mi amiga ha perdido a su gato. Yo tengo un teclado nuevo y no me acostumbro a escribir con él. Me han cambiado las teclas de lugar y no las encuentro. Me equivoco veinte veces y sólo acierto la veintiuna.

Nos hemos pasado la tarde colgando cartelitos para ver si alguien puede devolvernos el gato. Ella está muy triste. Yo lo estoy por ella. A mí no me gustan los animales así que yo no lo echaré de menos. Lo único que me faltaba ya era echar de menos a un gato. Bastante tengo ya.

Las calles huelen todavía a pólvora y a hogueras recientes.

Hemos hablado de nuestras parejas. Curiosamente, no hemos acabado con quien pensábamos que íbamos a acabar (pero nos hemos preguntado si es que alguna vez se acaba realmente con alguien, ¿todo es eterno?)

Siempre pensé que mi media naranja vendría a buscarme desde un país nórdico, que le encantaría el invierno y los conciertos alternativos. Siempre pensé que escucharíamos a Los Planetas y que me acompañaría en las noches de insomnio. Que sería tan intolerante con los gustos musicales como yo. Que le gustarían las mismas pelis que a mí. Que fumaría y me encendería los cigarros. Que perdería el control y bebería más de la cuenta algunas noches.

Años más tarde me enteré de que los polos opuestos se atraen. Y entonces le hallé una cierta explicación lógico-científica a lo que me/nos había pasado.

Pero todo lo que necesitaba comprender ya lo sabía porque sonaba una canción de esas estupendas, de las que no dices el título porque la quieres sólo para ti, que nadie más la conozca, ni que se sepa que es tuya.

No hemos encontrado al gato. No hemos encontrado respuestas. A lo mejor las preguntas son las equivocadas. Tal vez debería irme a la India una semana.

Suena -ya de buena mañana- mi amigo Tom, Hang down your head

Para todo lo demás...

darse un capricho a veces no tiene precioMe encanta la publicidad televisiva. La buena publicidad, se entiende. Hay un anuncio genial, uno en el que sale un tipo que se va de viaje - ¿a Cuba, tal vez?- y comienza a comprar regalos pensando en las personas a las que quiere obsequiar. La cuestión es que compra una caja de puros para el suegro, una guitarra eléctrica para su hermano y una botella de ron para no recuerdo quién.

Finalmente, el tipo decide abrir el ron y servirse una copa, encenderse un habano y ponerse a tocar la guitarra en compañía de los allí presentes. Feliz y disfutando del momento.

Moraleja: pensar en ti mismo no tiene precio, para todo lo demás, Mastercard.

it's such a perfect day

A M. Woolf:

...Just a perfect day,
Problems all left alone,
Weekenders on our own.
It's such fun.
Just a perfect day,
You made me forget myself.
I thought I was someone else,
Someone good...


Hoy es un día muy especial. Ya sabes. Podría soltar un discursito de los míos pero hoy no lo haré. Así que te dejaré una nota –imagina que la dejo en la nevera o, mejor aún, enganchada tras la puerta de casa- para que sonrías al abrir el blog.

Podría darte las gracias por todo esto, podría decirte que desde que me planté delante de ti -con una cazadora de piel lila y el pelo amarillo como el sol- nada ha sido igual. Podría seguir con un listado de cosas hechas y cosas por hacer pero sería interminable y no deseo dispersarme (más de lo habitual). Y todo lo que debería decir prefiero pronunciarlo sílaba a sílaba con mi acento de ninguna parte y no escribirlo.

No me arrepiento de nada. Tal vez de no haberte dedicado más tiempo algunas veces pero… ahora poco importa. Estoy colgadísima, you know. Sigo oyendo Canción para ligar (o para que no me dejes) y sólo me vienes tú a la mente.

¿Sabes? Mañana podría estallar el mundo y me daría exactamente igual.


PD: Perdón por cerrar los comentarios de este post pero la ocasión lo merece y la única persona que tendría algo que comentar no lo hará porque sé que se lo guarda para esta noche así que…

But I am un chien andalusia

lista para cumpleaños

El otro día tuve una reunión, una de esas reuniones aburridas, pesadas y soporíferas en las que intentas no tener que intervenir pero al final resulta inevitable. Uno de mis compañeros se marcha a vivir fuera y, en su lugar, ha entrado una chica nueva. A él le voy a echar muchísimo de menos, y ella ya me está cargando.

¿Por qué hay personas que te caen mal desde un principio? ¿Por qué es algo mutuo? Tú me caes mal pero también yo a ti. Ella me cayó mal desde el primer momento. Le envié un mail poniéndola al día de algunos aspectos y no me contestó. Si hay algo que no soporto es que no me contesten. Qué importante se cree la tipa esa. Empezamos mal. Otra cosa que no me gusta es que no me miren a los ojos. Éramos cuatro personas y ella miraba sólo a tres de los presentes. Yo, descartada, claro.

Tengo dos hijos y estoy superocupada. Cómo odio a ese tipo de personas, esos que se piensan que son los más ocupados del mundo por tener una familia respetable, un trabajo respetable y un físico respetable. Le caí mal por ir a la reunión en vaqueros y por enseñar un tatuaje. La vi mirarlo de reojo. Debió pensar que yo era una inútil. Cómo odio a ese tipo de gente.

Hizo dos o tres comentarios petulantes y pretenciosos, intentando hacer notar que tenía estudios de nosequé y que era muy docta. Entonces no puede más. Hablé y demostré que no tenía ni puta idea de lo que estaba hablando. Al fin y al cabo ella es la nueva. Fui educadísima como siempre lo soy pero la verdad es que la dejé callada. No tuvo más remedio que mirarme.

¿El resultado? Ahora ya no nos caemos mal. Nos caemos fatal. Intento ser más tolerante pero no puedo, sobre todo en temas sociales y musicales. Debería resignarme a ser como soy.


PD: Me gustaría dedicar una canción a alguien que tiene una carpeta en Itunes con mi nombre. Porque no sé si esa persona se encuentra bien o mal. Porque me apetece y punto. No sé si le gustará pero en fin, me arriesgo. A mí, cuando estoy mal, me ayuda oírla. Va por ti, guapa.

Tom Waits, Alice

He tenido mucha suerte de llegarte a conocer...

impossible, imprecís, inútil

- Hola, cuánto tiempo sin venir por aquí...
- Sí, ya ves, supongo que no lo he necesitado, ¿no?
- Últimamente te veo muy feliz, tal vez por eso no charlábamos ni venías a tomar nada.
- ¿Feliz?
- Sí, feliz, pero ha sido mentira, ¿verdad?
- ...
- Venga, no tienes porqué fingir, sabes que no se lo voy a contar a nadie.
- Tienes razón. Todo ha sido un engaño. Pensé que sería capaz de aguantar y mírame... de nuevo sola y maldiciendo a la primera oportunidad.
- Yo ya lo sabía.
- Tú siempre aciertas, no sé cómo te lo haces.
- Es que nunca te imaginé llevando una vida rutinaria, esto se veía venir, desde hace semanas.
- Lo peor es que he quedado como una cabrona.
- Lo eres.
- Y tú también, no me vengas con sermones ahora.
- Pero, bueno, ¿y eso qué importa ahora? ¿Sabes estar sola, no? Pues venga, vuelve a los viejos tiempos y ya está.
- Fácil. Lo malo es que ya no tengo veinte años.
- Eso es lo de menos.

Has tenido suerte de llegarme a conocer
creo que a nadie le gusta el nacer para perder
abrirás una revista y me encontrarás a mí
debo ser algo payaso pero eso me hace feliz.


- Esa canción...
- ¿Te gusta?
- ¿Gustarme? Me encanta, es buenísima!
- ¿Sí?
- Vaya, todos tenemos un pasado y esa canción me recuerda tanto, tal vez demasiado incluso.
- ¿Por qué?
- Uf, es demasiado largo, no me apetece soltarte el rollo...
- Bua, tengo toda la noche, entre copa y copa me cuentas.
- Que no, que no, que hoy no, mejor otro día.
- Está bien, como quieras.

...me verás en los carteles para hacerte irme detrás...

- Te has quedado embobada con la canción, vaya tela...
- Perdona, es que hacía siglos que no la oía... La tenía grabada en una de esas cintas de cuando era una cría. Me encantaría recuperarla... oye, ¿tú no la tienes aquí en el bar?
- Qué va, aquí esa música como que no pega.
- Qué pena.

...también me emborracho y lloro cuando tengo depresión...

- "He tenido mucha suerte de llegarte a conocer"
- ¿?
- La canción.
- Ah, vale. Es una buena frase, algo triste, no?
- No te creas, es una frase bonita, y a veces es necesario echarle valor y ser capaz de soltarla cuando toca.
- Tía, esta noche te has pasado de críptica y yo, te juro, ya no puedo seguirte el hilo.
- Ni yo misma me lo sigo ya.
- Oye, ¿qué haces esta noche?
- Nada especial, ¿por?
- Montamos una fiesta, rollo verbena de Sant Joan y tal.
- Paso.
- Venga, vente, no te puedes quedar en casa.
- Dame un motivo.
- Pues... pues porque no.
- No me convence.
- Vale, pues entonces te daré otro: a lo mejor viene.
- ¿Qué?
- Lo que oyes.
- Entonces todo cambia.
- Lo sabía, jeje.
- Entonces este diálogo deja de tener sentido. Resultará que todo ha sido mentira, que ayer no estuve intentando ver esa luna tan extraña, que no bebí cien copas de vino y que no me quedé sin batería en el móvil cuando más necesitaba contar un cuento. Entonces será cierto que tú y yo no somos más que dos tipas ficticias que nada tienen que ver con la vida real. Que esto está más cerca de Matrix que de Barcelona.
- Me descolocas totalmente.
- De todos modos, me voy a casa. Voy a ducharme y aparezco aquí en unas horas. Tengo mucho tiempo que recuperar.
- Ojalá tengas suerte.

De hogueras y vino blanco

Gracias al blog de Summergirl, me acabo de enterar de esta noticia:

La luna de esta noche será la más baja en 18 años y parecerá gigante, según la NASA. La Luna llena que iluminará el cielo hoy, día después del solsticio de verano, parecerá como consecuencia de una ilusión, más inflada y gigante.

Según ha explicado la NASA, la Luna provocará una ilusión lunar de gran impacto, un fenómeno enigmático que todavía hoy sigue siendo objeto de estudio por parte de los científicos


Vale, no creo en horóscopos, peticiones de deseos ni buenos augurios... Pero tengo mi parte lunática, como todos los que hemos nacido en esta época del año. Ironías de la vida, nacida en verano con lo que adoro el invierno. Ja.

Esta noche voy a hacer una hoguera, me voy a vestir de negro y me voy a beber una botella de vino blanco para celebrar esa luna preciosa que se nos viene encima.

A tu buzón sólo llega propaganda de restaurantes chinos



Lo difícil no es cenar con alguien sino desayunar

Articulillo

He conseguido -como buena detective- el (genial) artículo de Millás del día 17. Lo colgaré sólo esta noche (por temas de licencias y tal, que la gente está muy susceptible con estos temas) porque alguien se ha interesado por él.

Actualización (unas horas más tarde...): vale, no he dicho nada, acabo de recordar que El País ya está "en abierto" así que dejo el enlace directo:

La familia, de J.J. Millás

drive my car into the ocean

- ¿Blenk?
- Sí, soy yo.
- Perdone, no le había reconocido la voz, la noto algo cambiada...
- Sí, bueno, es que estoy algo acatarrada, ya sabe, el aire acondicionado (mejor dicho, la resaca, pero a ti te lo voy a contar...)
- Bueno, pues que la llamaba para decirle que lo de Madrid en julio, ¿se acuerda?
- Claro.
- Bien, pues que al final no necesitamos que cubra ese puesto.
- O sea, que no hay trabajo.
- Eso mismo. Lo siento mucho por usted, supongo que ya había hecho sus planes...
- Bueno, pues sí, pero no se preocupe... (mejor, no tenía donde caerme muerta y tengo algo mejor que hacer ese mes aquí)
- Blenk, la llamo en breve y la informo de las últimas acciones, ¿de acuerdo?
- Vale, gracias.

Cuelgo. Pego un salto. Y me muero de risa yo sola. Drive my car into the ocean, claro que sí...

David Fridlund & Sara Culler, Wave of mutilation

Beatles, Bésame mucho

Tricky, Evolution Revolution Love

besa a quien te de la gana

amuuuur

Me da tanta vergüenza lo que va a suceder mañana en este país que, sinceramente, es que no se qué puedo escribir. Siento vergüenza, asco y mucha indignación.

Para esta gente -por no llamarlos de otro modo- el concepto de familia es algo tan reducido que no se aguanta, que no existe apenas. Mi padre, sin ir más lejos, murió cuando yo era una cría, según ellos yo debo haber crecido en un entorno desestructurado y antinatural. Lo mismo sucede si tus padres se divorcian, claro. O si en tu casa hay más amigos que parientes. Qué aberración.

Me quedo con el artículo de Juan José Millás de la prensa de hoy (El País, contraportada)

Y el resto del planeta... que cada cual bese a quien le de la gana, faltaba más!

el roto

Nuestro modelo de matrimonio es el formado por un anciano, una joven virgen y una paloma (El Roto, en El País, 18/06/05)

Edna Krabappel



Dos horas por delante. Lo peor son los exámenes. Qué leeeento pasa el tiempo. Los mira y observa sus rostros. A ver qué cara ponen. ¿Les parecerá difícil o tirado? Suele pasearse en busca de gestos, miradas u objetos no permitidos. Después de tanto tiempo se ha hecho toda una experta, sabe detectar a los que copian al primer gesto fuera de lugar. Hay un indicio que nunca falla. El típico estudiante que te mira demasiado. ¿Para qué me miras tanto? Concéntrate en tu folio. Claro que mira, porque está nervioso perdido, y piensa que le va a pillar copiándose del compañero de al lado.

A ella nunca le ha gustado demasiado el final de curso, sobretodo ahora que sabe que será su último año. Los mira y piensa que no volverá a verles. Sí, sí, lo típico, dame tu e-mail y nos escribimos, que si alguna vez vienes a mi tierra quedamos y me cuentas cómo te va. Mantendrá el contacto con unos pocos pero sabe que con el resto no, aunque la verdad es que hay muchos a los que está deseando perder de vista. Tipos/as insoportables cien por cien. Tiene que haber de todo en la vida, ya se sabe.

A veces recuerda una frase que le dijo una profesora que tuvo en secundaria: el día que esté "quemada", como profe, lo dejo. Una tía estupenda. No volvió a saber nada de ella porque estuvo un único curso y luego se marchó a su tierra. Era de Castilla, pero no recuerda de cuál de las dos.

Qué lentas pasan las horas de examen... y qué propicias son para el pensar haciendo círculos. Y de repente su mirada se tropieza con la de ese chico tan especial, y se miran fijamente. Y él medio sonríe, como quedándose cortado porque no es momento ése de decir nada. Y ella le sonríe abiertamente porque sabe que él ha entendido muchas cosas, más que el resto. Porque no es ni más inteligente ni más lento de pensamiento. Es especial. Y especial ha sido todo lo que han aprendido el uno del otro.

Ha valido la pena, piensa, aunque sólo haya sido por él.

Si hubiera podido elegirte, supongo que entonces no te habría elegido

sin cruzarnos

A veces me pregunto qué hubiera pasado si nos hubiéramos cruzado en el momento justo, en el lugar adecuado.

O qué habría sido de mí si el azar/destino/casualidad/comodemoniosquierasllamarlo me hubiera ubicado en otra ciudad, en otro sitio distinto a éste.

Si hubiera podido elegirte, supongo que entonces no te habría elegido (Cortázar lo escribió de una forma sublime, gracias Holden)

Una se cuestiona estos temas a las 01:40 AM, ya ves. Últimamente vuelvo a arrastrar las sílabas demasiado, como los pies. Y llega un punto en que la gente no me comprende (porque me expreso en una lengua extraña), ni me ve aparecer (porque los pasos míos ya no hacen ruido)

Tareas pendientes:

- Leer algo de ficción
- Beber (más) agua
- Dormir (algo)
- No divagar (tanto)
- No dispersarme (con exceso)
- Ser más diplomática en según qué situaciones

Tengo un día pop

cerebro pop

Cuatro canciones, dos video clips y un concierto. Que ustedes lo pasen bien con la escucha…

La Habitación Roja, Cuando te hablen de mí

Niños Mutantes, Boys don’t cry – no llorar

Sexy Sadie, A Brand New World

La Habitación Roja, La edad de oro

La Costa Brava, Adoro a las pijas de mi ciudad (video clip)

Fangoria, Interior de una nave espacial abandonada (video clip)

La Costa Brava, Dos ostras (concierto en Fnac)

Tengo un día rojo (parte III)



Tú y yo, en realidad, no tenemos nombre. Ni casa. Ni nadie que nos espere. Nadie que nos regale una baratija grabada. Ni siquiera nos sentamos a ver la tele en una bañera partida por la mitad. Así es nuestra vida. Siempre huyendo y cambiando de dirección.

Y ahora descubro -para variar- que también soy adicta a los incisos entre guiones y a los paréntesis (además de a los puntos supensivos)

La vida está bien si no te rindes, suena una y otra vez. Pero, ¿y si te rindes? ¿y si te da por asomarte a mirar lo que hay afuera? ¿y si empiezas algo y lo sigues por inercia, por rutina? ¿qué hay a partir de ese momento? ¿no hay vuelta atrás? ¿volverás a ser tú de nuevo? ¿o serás otra persona?

Quiero que para mi cumpleaños me regales un viaje a Finlandia. Y una borrachera para dos, por favor.

(in) disciplina

pequeños placeres

Estos últimos días me he dedicado más tiempo. A mí misma, quiero decir, que me tenía muy descuidada. Y no quiero acabar como la chica perdida de la fiesta (¿o ella era yo misma, con una paranoia impresionante?). He perdido muchas horas y me he dado cuenta de que cuando dejas de prestarle importancia al tiempo entonces sucede algo indescriptible: las manecillas del reloj se derriten. Estos días me he tenido que comprar tres relojes. Una ruina.

Debería hacer más fotos tontas. De esas que haces a traición, sin pensar, sin posar. Como los mejores besos.

Estoy en mi castillo. Sonriendo libre. En vaqueros y con el pelo suelto.


Suena Vuelvo a ser yo, de LCB:

Mira, por bajar a la calle me he vuelto a enamorar,
tengo pedazos de las estrellas a punto de estallar.
Vuelvo a ser yo, vuelvo a ser yo

Un mundo de objetos incompletos

calzador diseñado por Manolo Blahnik

A veces es necesario levantarse por la mañana y decir en voz baja hoy voy a ir de superficial por la vida...

Tareas pendientes:

- Leer: Sueños itinerantes, de Irene Zoe
- Oír: To Bring You My Love, de PJ Harvey
- Ver: Olvídate de mí, de Michael Gondry

De búsquedas y estadísticas

la tentación vive arriba...de la nevera

Seamos sinceros: los bloggers somos muy cotillas (en general, hablo). Todos echamos de vez en cuando un vistazo a las estadísticas: desde dónde nos visitan (¿quién demonios me lee desde Israel?), a qué horas (alguien ha leído todos mis posts a las dos de la mañana, ya hay que tener valor... o insomnio), a través de qué tipo de búsqueda o enlace...

Esta tarde me he puesto a mirar las estadísticas del blog (bueno, y a comer helado de chocolate, como prueba la foto) y he llegado a una conclusión: la gran mayoría de gente que llega aquí lo hace por error y encima -me arriesgo a afirmar- deben salir bastante descontentos, puesto que las búsquedas no se corresponden para nada con los resultados obtenidos.

Algunas de las búsquedas más populares han sido éstas:

- Mi primera vez
- La primera vez
- Como convertir un pdf en doc
- Significado de te quiero

Y curiosamente, tengo escritos tres posts que parecen tratar sobre estos temas pero que, en realidad, no tienen nada que ver:

- Diez motivos para no decir te quiero

- La primera vez

- Cómo convertir un archivo a pdf

Bueno, en resumen, que pido disculpas a los que han entrado aquí por error. Y gracias muy especiales a los blogs a través de los que recibo más visitas (que me he dado cuenta, eh?): Holden, Gonzalo, Wendy y Paola. Que sois muy grandes, claro que sí.

Lamento el post, tonto y blandengue, pero es lo que tiene el currar tantas horas sin hablar de temas "normales" con nadie, ay.

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer