Ahora es cuando le echamos la culpa a los boleros



Toña la Negra era una cantante de boleros mexicana. Yo no la conocía y la descubrí en un capítulo de mi serie preferida, cuando los protagonistas se besan. Sonaba la canción y pensé que era buenísima, ideal para acompañar ese beso tan deseado.

Subestimamos el poder que tiene un beso porque, una vez que te has besado con alguien, ya estás perdido, vas a querer repetir y si no puedes hacerlo sentirás que te falta algo inexplicable.

Por supuesto, huelga decir que ese beso ha de ser con alguien que te guste de verdad.

El post de hoy es una simple verdad de perogrullo pero es que sólo dispongo de diez minutos antes de salir de casa.

Estoy bien jodida. Besé a una chica y ahora no puedo dejar de pensar en ella. Yo, que me creía inmunizada, incomunicada, desengañada y desconectada de los labios de chica. La besé como una quinceañera, como si fuera mi primer beso. Qué suerte poder sentir eso, ¿no?. Esos rayos en el estómago, esa resaca amorosa.

Estoy bien jodida. Lo sé, porque cuando escuchas un bolero como el de Toña la Negra y piensas sólo en un beso... Esa es la prueba definitiva.

Me había prometido mentalmente no volver a escribir de amor en el blog.

Una vez más, incumplo mis promesas.



3 comentarios:

Dot 27/4/16 17:00  

me encanta!!

noor 28/4/16 10:54  

Pues es lo que tiene ese primer beso que no sabes que va a pasar, si te va a entusiasmar, dejarte indiferente o por el contrario no te guste na de na.
Pero también es genial sentirse una quinceañera, el estómago encogido, ese primer acercamiento, el roce de los labios, como si nunca antes hubiéramos besado, pero eso es lo maravilloso, sentirse como una novata, como si todo lo que hemos vivido anteriormente no nos sirviera de mucho, empezamos casi de cero.
Y sobre el bolero, pues una de tres, o vuelves a besar a la chica, o dejas de escucharlo o te haces a la idea de que recordaras ese beso cada vez q lo escuches...que tampoco pasa nada.
Besos Carol

Carol Blenk 28/4/16 13:02  

DOT, gracias, guapa ;)

NOOR, pues yo debo de tener mucha suerte porque todos los besos que he dado en esta vida me han marcado para siempre (qué melodramático suena esto, jajajajaja).

Prefiero ser una quinceañera, sin duda, con todo lo que eso conlleva (lo bueno y lo malo) que estar en coma profundo...

En realidad el bolero era una excusa porque no tiene nada que ver con ella pero me iba bien para aliñar el post. Lo que está claro es que la quiero volver a besar, sin duda.

Un beso.

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer