Ojalá mis recuerdos hubieran sido de un patio de Sevilla pero son unos de los más distorsionados del planeta



El día del padre. El día del padre para los que perdimos al nuestro. El día del padre para los que no cumplimos la mayoría de edad de su mano. El día del padre para los que nisiquiera hicimos un duelo completo.

Los anuncios, los descuentos, los recordatorios nos siguen llegando a nuestros correos como una burla desgastada que, tras más de veinte años, aún nos duele. 

Mi padre era muy guapo, tenía un mechón blanco en un lado del pelo. He descubierto hace poco que lo he heredado -caprichos de la genética- y me empeño en hacerlo desaparecer arrancando insistentemente los cabellos blancos día tras día. En mi cabeza, libre de canas, ese motín capilar diminuto lucha por hacerse hueco y ahora me doy cuenta de que tal vez debería dejar a la genética hacer su trabajo.

Le gustaba el cine negro y el café solo.  Y me pegó una vez por decir una verdad.

No recuerdo nada más de él.

Ahora le gustaría Bunbury.



2 comentarios:

noor 18/3/16 08:32  

Yo le perdí hace mucho tiempo, apenas tengo recuerdos de él, solo que era seguidor incondicional del Atlético de Madrid y nunca le ví canas, demasiado joven cuando murió para tenerlas.
Tb era guapo, con un pelo muy negro. Yo también tengo un mechón de canas, que ya no me quito pq las tiño , quizás lo haya heredado de él.
Seguimos recordándoles Carol, cada día que les recordemos es nuestro dia del padre.
Besos Sra Blenk

Carol Blenk 21/3/16 19:06  

NOOR, muchas gracias por tu comentario. Bonito recuerdo el de tu padre... Me ha hecho recordar que el mío era del Real Madrid. Ahora entiendo muchas cosas...

Un beso.

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer