La chica que rechazó a Elvis



El concierto del 68 es, para mí, el mejor de todos. Un acústico brutal, potente, fresco, en el que el Rey ofreció lo mejor de sí mismo y, además, se mostró como un tipo divertido y natural que bromeaba mientras actuaba. 

Siempre que pienso en Elvis me invade una sensación de pérdida, tal vez porque creo que era uno de los solos más solos del planeta. Y sigo fascinándome cuando investigo sus historias, como la de la chica que rechazó a Elvis.


Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer