A las siete de la mañana aún es de noche pero cuando llego al trabajo, casi a las ocho, ya ha amanecido y eso me parece alucinante, soy así de impresionable

Qué fatiga de comunidad autónoma. O debería decir automona, tal vez (aquí es cuando vuelvo a quitarme lectores, pero esto siempre me pasa, como cuando hablo de toros, partidos políticos o famosos que salen/entran/duermen en el armario). Me cansan mucho las etiquetas, los adjectivos despectivos, el escuchar contínuamente que los catalanes odiamos a los madrileños, o que ellos nos repudian. Me hastía infinito y ya no sé dónde esconderme para no tener que aguantar tantas estupideces. Y lo que más me entristece es cuando mezclan a los niños en toda esta locura. Como el otro día, el día de la Riada, perdón, de la Diada (aquí va un guiño que nadie entenderá, pero lo entiendo yo y me quedo tan feliz). Iba en el tren rodeada de esteladas humanas -esas banderas tan bonitas que están de moda en los balcones catalanes- y vi todo el proceso en el que una madre le pintaba la cara a su hijo (de unos diez años) con una estelada, vamos, una vulgaridad absoluta. Y el pobre crío allí aguantando el tipo, ya convertido a la doctrina nacionalista, tal vez feliz de contribuir a la causa contra el esclavismo catalán.

Me asquean todas las banderas. Y de igual forma me habría entristecido que al crío le pintaran la bandera española o la italiana. Me fatiga todo esto. Y las mentiras. Y las etiquetas. Y que me llamen facha si no soy nacionalista, y que me llamen roja por ser lesbiana. Y miles de tonterías. Que la gente sigue sin entender que las cosas no son blancas ni negras, que hay miles de matices.

A mí ahora mismo me emociona recordar que por fin he estado en Pamplona y que con ella cualquier pintxo es espectacular. Lo demás me lo puedo y quiero saltar a la torera.

Ocupat no fent res, he hagut de trobar el temps per poder perdre'l amb tu. Avisa'm quan surtis de la feina!

4 comentarios:

namaga 18/9/14 16:21  

que diguis Riada un lloc on una ha nascut no ho entenc, em sembla horrible

Carol Blenk 18/9/14 18:39  

NAMAGA, Riada/Diada és una broma que resulta complicada d'entendre, en sóc conscient... Tot és tan complicat...

Sofía 24/9/14 15:34  

Puede que te quites los lectores, pero también te los ganas. Heme aquí como muestra.

Todo es muy complicado, pero, como bien dices, las cosas no son blancas ni negras. Las riadas (y las banderas) arrastran a muchos con sus corrientes.

Y sí, es alucinante salir de casa de noche y que al llegar al trabajo ya haya amanecido.

Carol Blenk 29/9/14 18:17  

SOFÍA, gracias por tu comentario. Es mi lema: ni blanco ni negro, ni buenos ni malos. Es muy simplista, lo sé, pero cada vez creo más en ello.

Un saludo.

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer