Hoy llevaba escote y me he acordado de ti (pero el mío no es de vértigo)



El domingo por la noche nos encontramos con Lídia Pujol. Hablamos unos minutos con ella y nos despedimos saludando con la mano. Qué joven está Lídia, qué guapa, qué indie. La descubrí en uno de los mejores conciertos que puedo recordar, cuando tocaba con Sílvia Comes. Aquel recital fue sublime.

Cuando me siento mal, escucho la historia de los caracoles y todo me parece menos grave.


...ay, ay, cuando llegan ya es primavera...


(dedicado a Merche, por acompañarme todos estos años y... por descubrirme a Lídia)

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer