Házme una perdida, no una pérdida



(El momento feliz del día lo tengo casi a las dos de la mañana, tras descubrir el último videoclip de La Costa Brava)

Galeno, Hipócrates y demás genios afirmaban que los elementos que componen el cuerpo humano son los cuatro humores: sangre, flema, bilis amarilla y bilis negra. La proporción en que los humores se mezclan es diferente de una persona a otra y determina su temperamento. Si estás sano y eres equilibrado, tus humores están en proporción. De esta manera, habrá personas sanguíneas, coléricas, flemáticas y melancólicas, dependiendo del tipo de humor que predomine en sus cuerpos.

Pasé una de las etapas más tristes de mi vida estudiando la teoría de los humores y la enfermedad de amor. Unos seis meses, si no recuerdo mal. Triste pero feliz porque, al fin y al cabo, no tenía apenas responsabilidades. Y las responsabilidades pueden ensombrecerte la vista.

Yo tengo exceso de bilis negra, no me ha costado demasiado descubrirlo.

Sigue lloviendo.

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer