El lado oscuro de la Navidad (¡¿otra vez?!)



- ¿Qué haces de nuevo por aquí? ¿Tú no te habías ido?
- No tengo ni idea, de repente me he visto aquí, de vuelta con una maleta en la mano.
- No entiendo nada. Se supone que los posts navideños se habían terminado, ¿no?
- Ya, pero parece ser que a ella le ha dado por escribir diálogos, ya sabes.
- Espera, espera, creo que no te entiendo, ¿a ella? ¿qué ella?
- A la tipa que controla el blog.
- ¿Pero qué dices tía? Tú y yo somos las que lo controlamos.
- Estás flipando, tú y yo no somos nadie. Ella escribe lo que nosotras hablamos.
- ¿Cóóóóómo?
- Que no existimos, que no somos reales. Ella lo escribe todo por la noche.
- ¿Te has vuelto loca o qué? Tú eres Carol.
- Yo no soy Carol, bien lo sabes.
- Tú eres Carol y yo soy, yo soy…
- ¿Lo ves? Ni siquiera sabes cómo te llamas.
- Que no, joder, que no puede ser, esto es una pesadilla… Yo soy tu camarera, sí, ya está!!, soy tu camarera colega, no tengo nombre, es verdad, pero siempre hablamos en la barra, ¿no lo recuerdas?
- Sí, ya lo sé, hemos pasado un montón de noches charlando pero fuera de este blog somos invisibles.
- ¿Quieres decir que no podemos salir de aquí? ¿Es eso?
- Ajá.
- O sea, que sólo aparecemos si a ella le da la gana de escribir…
- Veo que lo vas entendiendo.
- Pero eso es una putada porque si ella no escribe tú y yo no vivimos.
- Sí, pero es lo que hay, más vale eso que nada. Ella controla todos nuestros actos, nuestras charlas… hasta nuestras emociones.
- Ostia, va a resultar verdad…
- ¿El qué?
- Nada, que nunca vamos a dejar de ser ficción.
- Sí, claro que dejaremos de ser personajes… cuando se canse de nosotras y nos olvide.
- No, eso no va pasar.
- Ja, estás demasiado segura , ¿cómo lo sabes?
- Creo que nos ha tomado cariño.
- ¿Quieres decir?
- Sí, alguna vez la he visto entrar aquí. Se ha sentado sola, se ha puesto a fumar y nos ha mirado. Sonreía.
- ¿Nos espiaba?
- Sí, muchas noches, y creo que lo hacía para sacar historias.
- Joder, qué tramposa.
- Sí, tal vez. Pero nunca se ha metido en la conversación. Termina su copa y se marcha. Sin hacer ruido.
- Bueno, no parece peligrosa entonces…
- Más vale que no volvamos a hablar de ella, es mejor que finjamos que no sabemos nada.
- Sí, va a ser lo mejor para nuestro futuro, yo no quiero desaparecer, al menos todavía no.
- Yo tampoco. Oye, ¿quieres tomar algo?
- Sí, venga, lo de siempre.
- ¿Quieres que te ponga algún CD en especial?
- Vale, ¿tienes algo de Tricky?
- A ver, déjame mirar… sí, mira, algo tengo, ¿lo pongo?
- Claro…

2 comentarios:

noviembre 16/4/10 11:52  

jaja, estos diálogos ficticios son maravillosos.
Tenía un rato y he leído algún post antiguo tuyo, se está bien aquí.
Un abrazo

Carol Blenk 20/4/10 20:51  

Oye, pues qué guai encontrar aquí tu comentario! Se me borraron todos los antiguos y algunos post parecen un desierto, jaja.

Besos!

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer