re (encuentros)

Hoy he salido a dar una vuelta. He pensado que ya está bien de trabajar así que me he escapado un ratito. Sin rumbo fijo. Simplemente paseando y dejándome helar por el frío (bendito invierno pero, al mismo tiempo, terrible). No sé porqué he pensado en toda la gente que he ido conociendo durante estos meses gracias al blog. Ha sido muy curioso. He pensado que tal vez podría cruzarme con cualquiera de vosotros y que, sin embargo, ni siquiera seríamos conscientes de ello. Como llevaba música puesta, me he sentido como una protagonista de corto alternativo (ja, y que levante la mano el que no haya sentido esa estúpida pero gratificante sensación, paseando por la calle y con la música a toda caña)

He cogido el bus y me he sentado al lado de una chica de unos ventipocos años, leía un libro de Walt Whitman y escuchaba música. He bajado el volumen de mi música para intentar acertar qué escuchaba ella (es un juego tonto que hago muchas veces en los transportes públicos, por pasar el rato) y me ha parecido que oía algo de Los Planetas. Entonces me ha mirado como diciendo “que miras, tía” y yo me he quedado algo cortada. He sacado una libretita y me he puesto a hacer una lista de cosas que tengo pendientes. Entonces he visto que ella miraba de reojo lo que yo estaba escribiendo. La he mirado y ha girado la vista con disimulo. Ha sido extraño. Me ha dado por pensar que tal vez nos conocíamos “virtualmente”, que incluso nos podíamos haber intercambiado algún comentario. A mí también me gustan Los Planetas, yo también leo a veces a Walt Whitman… Yo podía ser ella. O ella podía ser yo. Qué lío.

Luego he entrado a la Fnac. Me he pasado un buen rato rebuscando en la sección “clásicos” en DVD, a ver si había algo interesante y bien de precio. Tenía un chico al lado, rubio, de estética indie y no sé porqué pero me ha recordado al autor de un blog que me gustaba mucho y que, por desgracia, desapareció. ¿Y si era él? Supongo que hay cosas que jamás llegan a saberse.

Ha sido una mañana productiva, sin duda.




6 comentarios:

Gonzalo 29/12/04 23:10  

Pues yo siempre me imaginaba en videoclips. ¡Oh, dios mío!, espero no ir canturreando...

Anónimo 30/12/04 10:57  

Yo también he tenido mucha esa sensación de cruzarme con laguien y pensar-¡mira podría ser el de las canciones en inglés!! o me imaginó que debenestar pensando... a veces pienso que estoy loca!!
tambien se me da por fijarme en las casas de todo tipo y imaginarme quien vive dentro, con quien, porque... etc... sobretodo cuando voy en tren.

Anónimo 30/12/04 10:57  

Yo también he tenido mucha esa sensación de cruzarme con laguien y pensar-¡mira podría ser el de las canciones en inglés!! o me imaginó que debenestar pensando... a veces pienso que estoy loca!!
tambien se me da por fijarme en las casas de todo tipo y imaginarme quien vive dentro, con quien, porque... etc... sobretodo cuando voy en tren.

sanseacabo 30/12/04 10:59  

lo siento he repetido mi comment sin querer.
No comment!!!

Poledra 30/12/04 14:54  

Justo este mismo día iba yo pensando lo mismo en el metro de madrid..

Eso sí, yo leía a Luis Garóa Montero..osea no era yo!

Un abrazo (qué curioso,no?)

Carol Blenk 30/12/04 15:06  

Poledra, creo que a la gran mayoría de los que tenemos un blog nos ha pasado alguna vez por la cabeza un pensamiento similar (y quien diga que no, miente)

Y sé que no eras tú, no ya por el libro, sino porque yo no estaba en Madrid :-)

Besos

Banda sonora del blog

Las canciones que aparecen en el blog

Follow by Email

Sección reivindicativa

De otro planeta

Carol

La pertenencia, Gema Nieto

Seguidores

Desaparecer